Los Beneficios Saludables de la Duda

En este “valiente nuevo mundo,” mucha gente empieza a cuestionar la naturaleza de esta realidad resultando ser fácil el perderse en una fascinación de revelaciones….Por lo que me gustaría que tomases un momento para re-conectarte con tu sentido critico crucial de la “duda.”

La pregunta que planteo es:

¿Que sabemos realmente acerca de lo que sucede en el mundo frente a lo que los expertos, investigadores y buscadores nos cuentan?

Estamos bastante seguros que cosas grandes están sucediendo ahora mismo. Cosas extrañas y emocionantes, cosas inexplicadas. Algunas de las que nos dan esperanza y otras que nos llenan de temor.

¿Como podemos sobrellevar la incertidumbre de las cosas?

Buscamos información y respuestas en los demás sean expertos o entusiastas, corpóreos o espirituales, que aparentemente leen el mismo libro que nosotros pero van unos capítulos por delante.

Desde nuestra mas temprana edad se nos ha enseñado la importancia de tener respuestas, y mientras crecimos se nos contó que aunque había cosas inexplicables las respuestas estarían “ahí fuera” en alguna parte. El decidir lo que algo significa parece ser un pasatiempo universal reverenciado.

En consecuencia siento la necesidad de emitir una advertencia de salud…

Las Respuestas Pueden Dañar Seriamente la Salud.

Antes solía creer a cualquiera y a cualquier cosa que prometiese un futuro maravilloso, porque quería tanto creer que cosas buenas estaban sucediendo en este mundo, por lo que tragaba todas las “respuestas y verdades” hasta que un día se me estalló la burbuja de la maravilla, cuando por fin llegué a la realización de que se me había mentido.

De ahí en adelante comencé a cuestionar la información, sin importarme la fuente o cuanta admiración podía sentir por su trabajo. Reservé un porcentaje de duda.

Desde entonces mi sentido del juego y la irreverencia se ha multiplicado por diez. La información que descubro es a menudo bastante espectacular pero no importa cuanto de intrigante tenga, sigo reteniendo un pequeño porcentaje de duda.

Es casi como si el universo no pudiera soportar el hecho de que me niego a tragar el 100% de hasta los chismes más jugosos y entonces sigue ofreciéndome cada vez más.

Lo que hace ese pequeño porcentaje de <duda> es permitir que que traigas a toda tu historia personal y preguntas hacia una nueva información. Te permite aceptar o rechazar palabra por palabra, frase por frase hasta llegar a formarse una relación saludable. Desde esa relación saludable pude surgir un futuro que jamás habrías soñado.

Hay demasiadas rarezas en este mundo, demasiadas incongruencias, demasiados secretos iniciados para que podamos pensar que es posible encontrar la respuesta a la pregunta. La tornos se viran constantemente y otro juego de manos extrae incluso otro conejo del sombrero.

Quizás lo que realmente buscamos es un cerebro finamente sintonizado, de la misma manera que buscamos un sistema inmunológico altamente afinado.

Animo a que prueben y practiquen este pequeño porcentaje de duda, no es deslealtad ni ingratitud, sino una forma de enfrentar nuevas experiencias e información con fuerza y honor. Incluso cuestiona lo que escribo en este artículo, quizás yo también he estado engañándote, o quizás tu pequeño porcentaje de duda te permite encender tu sistema inmunológico recordándole que te gustaría que te tenga en cuenta y te cuide en cada momento de cada día…

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s